Resultados 1 al 1 de 1
  1. #1
    Forer@ Avatar de LaPuertaDelFondo
    Fecha de ingreso
    10 may, 15
    Mensajes
    39
    Gracias
    0
    Agradecido 17 veces en 9 mensajes.

    El beso de Singapur, una práctica sexual milenaria

    A veces cuando se trata de sexualidad nos complicamos demasiado la vida intentando encontrar cosas nuevas, cuando para descubrir nuevas formas de disfrutar a veces lo más recomendable es mirar al pasado y un claro ejemplo de ello es el libro del Kamasutra.

    El beso de Singapur, también conocido como Pompoir o Kabazza (versión árabe con algunas diferencias), es una práctica sexual con cientos de años de antigüedad que en los últimos tiempos había caído en desuso pero que vuelve a estar en auge.

    Hace unos 3.000 años las Geishas y las Devadasis ya utilizaban esta técnica para aumentar el placer del hombre y el suyo propio, ya que a través del beso de Singapur la mujer puede llegar a alcanzar tres tipos diferentes de orgasmo, el vaginal, el de clítoris e incluso el de útero.

    En esta práctica sexual la mujer utiliza la vagina para estimular el pene del hombre. La diferencia con otras posturas sexuales es que aquí el hombre debe permanecer inactivo y la mujer no debe moverse embistiendo, sino que debe utilizar únicamente el músculo pubocoxígeo para estimular el pene a través de movimientos sutiles e imponiendo su propio ritmo.

    De esta forma el efecto es semejante al que experimenta el hombre durante el sexo oral y los orgasmos son más intensos tanto para ellos como para ellas.

    Para practicar esta técnica la postura más indicada es aquella en la que la mujer se sitúa encima del hombre, aunque también es posible practicarla de lado.

    El hombre, como ya se ha comentado con anterioridad, debe asumir un rol pasivo.El problema de esta práctica sexual es que para poder real izarla correctamente la mujer debe tener el músculo pubocoxígeo entrenado para controlar sus movimientos.

    En algunas mujeres se da un control innato de este músculo y pueden llevar a cabo esta práctica sexual sin ningún problema, pero en la mayoría de los casos es necesario fortalecer este músculo para poder disfrutar al máximo de esta técnica milenaria.

    Una buena manera de fortalecer el músculo pubocoxígeo es practicar los ejercicios de Kegel, que ayudan a mantener la contracción muscular de la vagina durante más tiempo.

    La práctica de estos ejercicios permite a las mujeres poner en práctica el beso de Singapur con éxito, pero además tiene otros importantes beneficios como facilitar el parto al tener una musculatura más fuerte y reforzar el suelo pélvico, lo que reduce las pérdidas de orina.
    Imágenes adjuntadas Imágenes adjuntadas
    Última edición por LaPuertaDelFondo; 06/05/2016 a las 18:57
    Queremos ser tu sex shop online barato y de confianza

  2. Los Siguientes 2 Usuarios Agradecieron a LaPuertaDelFondo por Este Mensaje:


Temas similares

  1. Respuestas: 0
    Último mensaje: 18/05/2015, 11:02
  2. El poder de un beso
    Por Drayz en el foro Generales
    Respuestas: 3
    Último mensaje: 13/03/2014, 12:26
  3. Respuestas: 4
    Último mensaje: 05/03/2014, 19:26
  4. El beso
    Por Naomi Pielcanela en el foro Generales
    Respuestas: 15
    Último mensaje: 05/10/2010, 13:47

Marcadores

Permisos de publicación

  • No puedes crear nuevos temas
  • No puedes responder temas
  • No puedes subir archivos adjuntos
  • No puedes editar tus mensajes
  •